Staff
Afiliados
Foros Hermanos
Afiliados
Fairy Tail ChroniclesBleach Requiem Of The Soul SocietyThe Last Breath RPGSaint Seiya Gold MythCrear foro
Directorios y Otros

The Bear and the Sabertooth, first contact. [Priv. Elijah]

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

The Bear and the Sabertooth, first contact. [Priv. Elijah]

Mensaje por Aozama Ken el Sáb Ene 14, 2017 6:19 pm

avatar
Mensajes : 101
Fecha de inscripción : 03/01/2017
Edad : 25
Localización : Por ahí.
Ver perfil de usuario
Dolor. Un sentimiento tan real como el propio respirar de Ken. Aunque, mirándolo desde otro punto de vista, ¿Acaso seguía vivo? Yacía tumbado sobre un extenso césped en mitad de una cuesta, dejando a sus pies el trascurso de un extenso río el cual agitaba sus aguas con cierta violencia. Estaba lloviendo y el clima no es que fuese el mejor para estar disfrutando de una pausa semejante. Al pelinegro no le importaba en absoluto, o eso al menos reflejaba su postura. Con las manos escondidas bajo la nuca, con la mirada clavada en la corriente y sin reflejar algún tipo de molestia por el aguacero repentino. - Vizard... - Susurró, sintiendo una fuerte punzada en su cabeza e intentando disimular mordiéndose el labio inferior, como si estuviese aguantando un golpe. Una nueva palabra que se añadió a su diccionario tras un encuentro fortuito. La voz en su cabeza había empeorado desde entonces, cada vez era más frecuente acudir a su llamada y actuar bajo los propios deseos de su enfermedad mental. Frunció el ceño, levantando el torso agresivamente y tomando asiento sobre el suelo. Su respiración se vió incrementada, llevándose las manos a la garganta, apretando con fuerza. Comenzaba a sentir una presión que le estaba conduciendo a la locura, abriendo lentamente sus ojos e iniciando una sonrisa mientras que se asfixiaba... dejando ver que sus iris se tornaban dorados.

Tenía tantas dudas en su mente... ¿Quién era Aozama Ken? ¿Por qué portaba aquella katana? ¿Dónde residía anteriormente? Las venas de su frente se inflamaron, su cabeza se vio forzada a inclinarse hacia adelante hasta quedar al mismo nivel del pasto. Tras escupir un poco, pudo relajarse, volviendo a la normalidad en cuestión de segundos. Sin darse cuenta, a su alrededor, las hierbas se habían disipado en un instante. - ¿Qué... cojones? - Se quedó unos instantes así, mirando a la nada, volviendo a poner la mente en blanco con tantas preguntas dentro de su cabeza. No quería ir a ningún lugar, pero tampoco permanecer allí.

¿Qué estaba pasando, Ken?

________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

~ Narro. | - Hablo. | - Hollow interno/Axel. ~

Volver arriba Ir abajo

Re: The Bear and the Sabertooth, first contact. [Priv. Elijah]

Mensaje por Elijah Dankworth el Sáb Ene 14, 2017 7:44 pm

avatar
Elijah Dankworth
Capitán de la 2da División
Mensajes : 400
Fecha de inscripción : 25/10/2015
Edad : 23
Localización : Gotei 13
Ver perfil de usuario
“Quien se queda mucho consigo mismo, se envilece.”
Antonio Porchia


El atardecer acarreaba una gama de sentimientos antagónicos para las personas. Algunos sentían júbilo y felicidad, la tranquilidad de un día que se iba junto a todas las experiencias que podían haber coleccionado. Otros sin embargo tenían un gran problema con el atardecer, el cual parecía arrancar la felicidad de sus cuerpos  sumergiéndolos en un mar de dolor y angustia por el velo de la noche que lentamente asentaba sobre el cielo.  Nubes oscuras y cargadas de lluvia habían augurado la caída de sus perfectas gotas sobre la ciudad. Los humanos parecían tenerle especial miedo al agua y a todo lo que ella representaba, el cambio, la paz y la completa armonía, también era destrucción pero solo si la naturaleza decidía castigar sus mortales vidas. No había mucho más para decir de aquella tarde en la que Elijah había decidido salir a caminar por la ciudad. Se encontraba dentro de su Gigai habitual cuyas vestimentas no iban más allá de un par de botas, un pantalón y una camisa roja a cuadros que desabrochada en los últimos botones. Sus pasos hacían eco sobre una de las callejuelas que conducía al viejo puente del río. Un puente construido en madera y metal que pese a las agresivas condiciones se mantenía en pie y funcionaba para todo aquel intrépido que se animase a cruzar. Las gotas de lluvia llegaban a su rostro simulando caricias, sumergiendo su mente en un estado de paz y tranquilidad único.

Así continuó su camino sobre el puente cuyo techo se había volado en una tormenta anterior por lo que las gotas se permitían mojar su rostro y su cuerpo como si estuviese en medio de una autopista sin nada que lo pudiera cubrir. Tenía un paraguas en su mano pero no iba a abrirlo, nunca lo había necesitado y ese día no iba a ser el primero.  Su mente divagaba en recuerdos y pensamientos varios que lo mantenían con los pies en la tierra, estaba atento al ambiente porque nunca podía darse el lujo de no estarlo, las sorpresas en aquella ciudad nunca estaban más allá de a la vuelta de la esquina. Se detuvo un instante para observar la fuerza de la corriente que corría debajo de sus pies, admiró la enorme potencia del agua durante unos breves instantes antes de percatarse de la presencia de un individuo. Inmediatamente su atención se centró en aquella figura recostada sobre el césped en pleno diluvio. No tardó demasiado en sentir aquella energía, aquella misteriosa fusión de esencias tan propia, tan familiar. -¿Será posible Farkas?- susurró por lo bajo mientras en lo profundo Farkas no hacía más que pedirle un acortamiento de distancias, necesitaba conocerlo, saber quién era e invitarlo a unirse a los suyos. Pero todo a su debido tiempo, tampoco había que asustarlo y con su personalidad tenía más probabilidades de lo segundo.

Se detuvo en seco sobre el puente al observar aquella reacción tan peculiar. Sus manos se elevaron de golpe hasta alcanzar su garganta. Sus ojos adquirieron la misma tonalidad que los propios al mismo tiempo que desde el puente Elijah no movía un solo músculo, analizaba cada detalle ¿conocía su estado actual? Aquello se parecía bastante a la relación que tenía con Farkas cuando recién había despertado, aquel caos y confusión. La necesidad de aislarse creyendo estar loco. No todos los Vizard habían sufrido lo mismo pero ¿qué perdía acercándose?  Más de ganarse alguno que otro golpe...No hizo lo que sus instintos le dijeron, en vez de posicionarse a alta velocidad con alguna de las técnicas más conocidas por los Shinigamis Elijah optó por caminar lo que quedaba del puente y bajar muy lentamente sobre la empinada de césped. Mientras se acercaba, un relámpago surcó el cielo siguiendo aquel espectáculo un trueno que hizo vibrar la misma tierra debajo de sus pies. Elijah selló su poder hasta hacerlo casi imperceptible, no quería asustarlo, no quería nada más que un intercambio de palabras. –Parece que no soy el único al que le gusta la lluvia- sus palabras resonaron y disonaron entre los sonidos del ambiente.  Sus platinados ojos se posaron sobre el chico esperando alguna respuesta. El viento comenzó a azotar con fuerza y los árboles eran testigos de la presencia de ambos en aquella “colina”. El césped faltaba donde el chico se encontraba sentado…no había duda.

________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

"Bear"

El poder sin límites, es un frenesí que arruina su propia autoridad..


Hablo  Pienso Hollow interno Seijō-ki

Gigai:





Volver arriba Ir abajo

Re: The Bear and the Sabertooth, first contact. [Priv. Elijah]

Mensaje por Aozama Ken el Sáb Ene 14, 2017 8:16 pm

avatar
Mensajes : 101
Fecha de inscripción : 03/01/2017
Edad : 25
Localización : Por ahí.
Ver perfil de usuario
La lluvia se estaba intensificando. Las nubes, cada vez más oscuras, estaban logrando que el cielo apenas fuese apreciable si se miraba directamente. El agua estaba calando hasta el más mínimo de los centímetros del pelinegro, quien con su gabardina negra y abrochada hasta arriba estaba sintiendo su cuerpo más pesado de lo normal. Se mantuvo unos segundos quieto, esperando a que pasara algo que, como era de suponer, no ocurrió nada. Recogió sus rodillas, pegándolas a su torso y se abrazó a sí mismo, rodeando sus piernas a través de sus brazos. Adquirió una postura que recordaría a un niño pequeño, asustado e indefenso. Estaba nervioso, cada vez era más frecuente que aquellos arrebatos de locura le dominasen sin ningún tipo de forma para remediarlo. El encuentro con aquella chica, le asustó. Si alguien era capaz de responder todo lo que tenía grabado a fuego en su cabeza, sería ella. Suspiró, intentando centrar su vista para ver lo que estaba a punto de llegar.

Un relámpago le hizo desviar su atención hacia la derecha, admirando por un instante la figura de alguien musculado, iluminado gracias al fenómeno natural. El clima se estaba transformando en una intensa tormenta que, cualquier persona con dos dedos de frente, iría a buscar refugio con tal de no recibir un resfriado o algo peor. Sin embargo, ambos estaban allí, sintiendo la fuerza de la propia vida en sus carnes sin necesidad de usar un paraguas tradicional. Levantó la cabeza, mirándole de soslayo mientras que escuchó sus palabras como si fuesen en un segundo plano. - O ambos somos lo suficientemente estúpidos como para no resguardarse de ella. - Respondió de forma entrecortada, reposicionándose para disimular lo mejor que pudiera con su cuerpo la falta de hierbas a su alrededor. - Aunque... sí. Me gusta este sentimiento. - Terminó de comentar, volviendo a mirar al frente ignorando la presencia de aquel extraño sujeto. Había algo en él... que le producía miedo. - ¿Podrías dejarme en paz? Es peligroso estar cerca de mí. Es mejor que no te acerques más. - Fue una extraña amenaza, algo que no esperaba que saliera de sus labios. Si se lo contaba a un civil normal y corriente, tal vez lo tachara de loco, algo que seguía creyendo que lo era al fin y al cabo. No quería hacer más daño a nadie sin un pretexto lógico y lo mejor sería asustar a aquel desconocido con tal de sentirse bien consigo mismo.

________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

~ Narro. | - Hablo. | - Hollow interno/Axel. ~

Volver arriba Ir abajo

Re: The Bear and the Sabertooth, first contact. [Priv. Elijah]

Mensaje por Elijah Dankworth el Sáb Ene 14, 2017 8:52 pm

avatar
Elijah Dankworth
Capitán de la 2da División
Mensajes : 400
Fecha de inscripción : 25/10/2015
Edad : 23
Localización : Gotei 13
Ver perfil de usuario
Defensa. No es como si Elijah hubiese esperado una cálida bienvenida pero tampoco estaba preparado para aquella respuesta. Lo que el chico decía era verdad y él lo sabía tanto como para no poder evitar dejar salir una risa al escucharle. –Particularmente estúpido en mi caso si consideramos que tengo un paraguas en la mano- más que paraguas lo que Elijah tenía en su mano era una sombrilla, para cubrir aquel enorme tamaño de su cuerpo no podía necesitar de menos. –A menos que no tengas nada por lo que esconderte- hizo una breve pausa mientras apoyaba una mano sobre el suelo y apoyaba su cuerpo sobre el pasto a un lado del chico, lo suficientemente lejos como para respetar su espacio pero a su vez lo suficientemente cerca como para poder escucharlo pese al ruido de la lluvia y el agua.  No sabía qué tanto podía calar de un solo momento al otro por lo que tenía que ser realmente meticuloso con cada palabra que utilizaba. Apoyó ambas manos sobre el césped y una breve sonrisa se dibujó en su rostro. ¡Cómo extrañaba hacer esas cosas! Y tanto tiempo después de retomar su vida ahí estaba al lado de un perfecto desconocido, un potencial Vizard que parecía estar más asustado que en consciencia de sus propias capacidades.

Las siguientes palabras del chico llamaron por completo la atención de Elijah quien simplemente arqueó una ceja al escucharle. Le dejaría finalizar su idea antes de hacer uso de las palabras, aquellas afiladas amigas que podían ser más efectivas que una espada si se usaban con la sabiduría adecuada. Notó que evitaba mirarlo, la falta de contacto era una clara señal de miedo, quizás no tenía miedo hacia Elijah sino a lo que podía sucederle. –Puedo dejarte en paz, sí…pero siempre y cuando me expliques por qué es peligroso estar cerca de ti, ¿acaso eres un asesino en serie?- Sus palabras por lo profundo denotaban ironía, pero el tono en el que las había enunciado surtía una verdad y una seriedad únicas.  –Hace tiempo yo creía que era peligroso estar cerca de mí, si me cuentas tu razón te cuento la mía y puedo dejarte en paz- otro relámpago surcó el cielo mientras el viento azotaba con más y más fuerza. Elijah estiró sus piernas sobre el cesped quedando recostado sobre sus brazos hacia atrás observando la enorme fuerza de la naturaleza.

________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

"Bear"

El poder sin límites, es un frenesí que arruina su propia autoridad..


Hablo  Pienso Hollow interno Seijō-ki

Gigai:





Volver arriba Ir abajo

Re: The Bear and the Sabertooth, first contact. [Priv. Elijah]

Mensaje por Aozama Ken el Sáb Ene 14, 2017 9:26 pm

avatar
Mensajes : 101
Fecha de inscripción : 03/01/2017
Edad : 25
Localización : Por ahí.
Ver perfil de usuario
Aquel desconocido ni se molestó en pedir permiso para hacer compañía al pelinegro. Esto le sorprendió, ¿Qué estaba haciendo? Vio cómo se acomodaba en el pasto, sin preocuparse ni por asomo por la tormenta que estaba cayendo en ese preciso instante. Sus ropas ya estaban lo más pegadas a su cuerpo, sintiéndose algo molesto pero a su vez como si estuviese en casa. No entendía a la gente que decía que amaba ese tipo de clima, cuando luego buscaba un techo con el que evitarla. - ... - No respondió a sus primeras líneas de diálogo, pues pensó que no sería necesario el seguir tratando aquel tema sin importancia. Le lanzó una indirecta que le sonó extraña, incluso curiosa. Esta vez sí que captó su atención, dedicándole la primera mirada directa torciendo su cabeza en su dirección. Era un hombre que imponía bastante, con una musculatura bien trabajada y una altura considerable. A otros, les parecería alguien que transmitiría miedo con tan solo ver su puño cerrado. Al Aozama le importaba más bien poco un aspecto externo.

Dejó salir una risa risueña de su garganta, volviéndose a tumbar en el terreno que había dejado extinto de vegetación y extendiendo los brazos como si fuese una estrella de mar. Miraba directamente al oscuro cielo, a duras penas, pero lo miraba. No era un asesino, pero tampoco era una buena persona desde el punto en el que podía recordar. ¿Qué era él? Alzó su diestra, con los dedos flexionados y cerrando el puño en el aire, como si quisiera atrapar todo aquel torrencial que estaba cayendo. - No. No lo soy. - Como si fuese lo más normal, fue lo único que se le ocurrió decir. No quería hablar más de la cuenta. Aunque aquello, cambió tras la propuesta incitada por el desconocido, el cual se comportaba como si fuesen conocidos de toda la vida. - ¿Ah? - Comentó, siendo testigo de aquel relampagueo. Parecía ser la señal de que aquella conversación estaba siendo inclinada por un camino que le resultaba desconocida y extraña. Tragó saliva y dejó escapar una pequeña e ínfima sonrisa sarcástica sobre su cara. - ¿Por qué debería de decírtelo a tí? No me conoces una mierda. - Alegó, con cierto tono enfurecido en su voz. "Déjate llevar, Ken." La voz comenzaba a hacer de las suyas, mordiéndose el labio inferior para contenerse un poco.

________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

~ Narro. | - Hablo. | - Hollow interno/Axel. ~

Volver arriba Ir abajo

Re: The Bear and the Sabertooth, first contact. [Priv. Elijah]

Mensaje por Elijah Dankworth el Sáb Ene 14, 2017 9:42 pm

avatar
Elijah Dankworth
Capitán de la 2da División
Mensajes : 400
Fecha de inscripción : 25/10/2015
Edad : 23
Localización : Gotei 13
Ver perfil de usuario
Así Elijah comenzó su aprendizaje sobre aquel chico tan particular. Sus movimientos, sus palabras y la forma tan cautivadora con la que se perdía en el oscuro cielo. Aquella sonrisa había significado mucho más de lo que el chico podría imaginar, el ex teniente de la segunda división sabía cómo sacarles las palabras a las personas y tenía muy en cuenta aquellos conocimientos a todo momento, en cada conversación. Sus actitudes por un segundo cautivaron su mirada dejándole ver aquella faceta infantil, alejada de la realidad que le rodeaba. ¿Tan poco le importaba estar afuera con semejante tormenta?, ¿Estaba consciente de lo que acababa de sucederle tan solo minutos atrás?  Elijah no alejó su mirada del potente caudal del rio y se preguntó ¿qué sería de sus poderes si su naturaleza fuera agua? Se permitía desvariar mientras el chico nadaba en sus pensamientos profundos ¿o superficiales?

Sus últimas palabras le hicieron sonreír, pero fue tan sutil que pasó por imperceptible. Le gustaba que le llevaran la contra y se pusieran a la defensiva, sabía que toda defensa era construida para proteger algo ¿qué protegía aquel sujeto? –Es verdad, no te conozco en lo absoluto…y por eso no deberías de tener miedo de contarme…perfectamente ¡podría estar loco! ¿Qué puede importarte lo que un loco opine de ti?...Es bueno sacarse de adentro lo que nos atormenta, sino terminamos cediendo a ello…- sus últimas palabras le llevaron a su pasado por un instante. Tuvo aquella vaga imagen de Rosa haciéndole enojar para que Farkas se presentara y demostrara su verdadero nombre. –Después de todo…no es sano hablar siempre con uno mismo.- Finalizó. Tuvo aquel vago recuerdo de escuchar la voz de Farkas todo el tiempo, sabía por lo que aquel chico estaba pasando pero no quería decirle las respuestas, no sin las preguntas correctas

El viento se mantenía como si una turbonada se tratase, las gotas golpeaban con fuerza y el río arrastraba todo lo que se encontraba en su camino. Definitivamente no era un buen día para estar afuera. Poco le importaba al vizard que no dejaría a uno de los suyos solo. Conocía el dolor de aquella transformación y si no podía aliviarlo, tendría que, al menos acompañarlo.

________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

"Bear"

El poder sin límites, es un frenesí que arruina su propia autoridad..


Hablo  Pienso Hollow interno Seijō-ki

Gigai:





Volver arriba Ir abajo

Re: The Bear and the Sabertooth, first contact. [Priv. Elijah]

Mensaje por Aozama Ken el Sáb Ene 14, 2017 10:37 pm

avatar
Mensajes : 101
Fecha de inscripción : 03/01/2017
Edad : 25
Localización : Por ahí.
Ver perfil de usuario
Aquella conversación era cuanto menos, absurda. Alguien que no conocía de nada, estaba a su lado, tumbado en aquella pequeña cuesta pegada al río y hablando como si llevaran conociéndose toda la vida. Quería irse de allí, comenzar a caminar sin un destino fijo al que alcanzar. Ese día lo tenía libre, pues había terminado de cobrar la protección a aquellos clientes que pagaban siempre de forma puntual y sin ningún problema. Además, tampoco tenía fuerzas para volver al trabajo. Debía de reorganizarse y tras el encuentro con Mercedes, no es que fuese una buena idea el que regresara a esos lados del mundo. Tenía que saber quién era y para ello, tendría que transcurrir un tiempo. Un tiempo, que lo estaba pasando junto a ese desconocido inesperado, el cual parecía hablar en un tono distinto, con ciertos ápices de misterio tras su discurso.

- Por eso mismo tengo miedo. - Lo reconoció, recapacitó y tomó aire con bastante ímpetu. Volvió a levantar su torso para mirar con más detalle a aquel sujeto, quien estaba causando que Ken se pusiera nervioso. - ¿Quién demonios eres? Estás insistiendo mucho para estar hablando con un desconocido. Me estás poniendo de mala hostia. ¡Es mejor que te vayas! ¡JODER! - Otro relampagueo hizo dramatizar aún más aquella escena, pues el Aozama estuvo hablando todo este tiempo con sus ojos dorados y la esclerótica torneándose negruzca. Por puro reflejo, sujetaba aquella funda donde guardaba esa extraña katana con la diestra, aunque no tardó en soltarla y arrojarla unos metros de su posición, sin que llegase a revelar el contenido de la misma. Dejó salir su aire y parpadeó varias veces antes de volver a la normalidad, levantando sus manos para observar las palmas. - Estos arrebatos... esta fuerza que brota... es por esto que debes irte ahora mismo. - Entre temblores, las llevó a su cabeza, conteniendo las lágrimas. - No soy a-alguien normal. Jo-der, me duele la cabeza. - Frunció el ceño y seguía mordiéndose el labio, hasta que se hizo sangrar. - Es cierto, Mercedes... yo también soy un monstruo. - Susurró con muchísima debilidad, de forma lenta e intentando calmarse a la vez. Parecía que funcionaba, pues bajó de nuevo los brazos y su respiración parecía haberse estabilizado.

________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

~ Narro. | - Hablo. | - Hollow interno/Axel. ~

Volver arriba Ir abajo

Re: The Bear and the Sabertooth, first contact. [Priv. Elijah]

Mensaje por Elijah Dankworth el Sáb Ene 14, 2017 11:06 pm

avatar
Elijah Dankworth
Capitán de la 2da División
Mensajes : 400
Fecha de inscripción : 25/10/2015
Edad : 23
Localización : Gotei 13
Ver perfil de usuario
Miedo. El miedo era la principal razón por la cual había estado huyendo toda su vida. El principal motivo de sus problemas pasados y la razón por la cual en una ocasión llegó a perderlo todo. Un instinto más, parecía que el miedo estaba arraigado a lo más profundo de nuestra mente y no podíamos deshacernos de él. Falso. El miedo era para Elijah no mucho más que una barrera. Un impedimento a seguir adelante. ¿Por qué debíamos temerles a los monstruos? ¿Quién dice que son peores que nosotros? Si después de todo los mismos humanos y shinigamis habían sido el principal monstruo que habitó sobre el universo. Humanos destruyendo su planeta y shinigamis arrasando con todo lo que no pueden controlar…vaya forma de mantener el equilibrio. Elijah arqueó una ceja al escuchar las primeras palabras cargadas de ira, incomprensión y miedo, mucho miedo. No respondió una sola de ellas, no porque no tuviera las palabras para hacerlo sino porque sabía que lo que se aproximaba era mucho mejor y necesitaría tener toda su atención sobre eso. Sus ojos dorados delataron por un segundo aquella fuga, aquel instante en que su hollow rasgaba su mente intentando escapar. Elijah tuvo una simple duda ¿qué haría Rosa en aquel momento? La respuesta no tardó en llegar a su mente como una explosión de felicidad y recuerdos pasados.

Elijah inclinó su rostro muy lentamente para que el chico pudiera ver de frente lo que estaba a punto de pasar. Por un instante quiso hacerle entender todo de un golpe, pero eso no iba a solucionar nada y seguro traería muchos problemas. –Te duele la cabeza…Sientes voces…no puedes dormir por las noches porque tienes miedo de lo que podía llegar a sucederte si sueñas…-hizo una breve pausa mientras analizó las últimas palabras enunciadas. -¿Monstruo?- El vizard observó los ojos de su interlocutor con detenimiento y pudo ver, ¡vaya que era fácil notarlas! incluso con aquella lluvia no había forma de ocultar las lágrimas de desesperación…no saber lo que puede pasar a cada instante. –Monstruos son los que creamos con nuestra mente chico, tú no eres ningún monstruo…y en todo caso…no estás solo.- Sus palabras se hicieron actos cuando sus ojos se tornaron dorados en un parpadeo. Sus escleróticas se volvieron negras como la noche  y sin embargo no hubo cambios de presión espiritual, no se hizo presente su fuerza, simplemente parecía haber cedido su charla a su “compañero”. –]Me pregunto…Qué cosas nos querrá decir… ¿Qué es lo que piensas cuando te enojas? -Farkas tenía una forma bastante particular de encarar sus problemas. –Yo soy Elijah, y soy un Vizard...¿Qué piensas que eres tú?- Farkas mentía y por primera vez era para ayudar a otra persona.  El ambiente pareció silenciarse incluso cuando seguía lloviendo y el viento azotaba con fuerza.

[/color]

________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

"Bear"

El poder sin límites, es un frenesí que arruina su propia autoridad..


Hablo  Pienso Hollow interno Seijō-ki

Gigai:





Volver arriba Ir abajo

Re: The Bear and the Sabertooth, first contact. [Priv. Elijah]

Mensaje por Aozama Ken el Dom Ene 15, 2017 6:36 pm

avatar
Mensajes : 101
Fecha de inscripción : 03/01/2017
Edad : 25
Localización : Por ahí.
Ver perfil de usuario
Todos los síntomas que comenzó a describir aquel sujeto... coincidían con lo que estaba pasando el pelinegro. Permaneció en silencio, soltando algún que otro sollozo provocado por la impotencia del momento. Tener que estar así delante de alguien... le sacaba de quicio, pues tenía que mantener una imagen de dureza y confianza en sí mismo. Y eso, le hacía ver lo realmente vulnerable que es. Suspiró, asistiendo con la cabeza comprobando que le costó trabajo, pues la lluvia se había intensificado y parecía que estuviese siendo presionado por la misma hacia el propio suelo. En cuanto se percató del cambio en su mirada, retrocedió un poco por puro instinto, mirando de inmediato la funda con la katana arrastrada por la lluvia unos metros más abajo de los presentes. - Eso es... igual que yo... - Murmuró, incrédulo. Ahí fue cuando comprendió que no fue una simple casualidad que ambos estuviesen en el mismo lugar y de la misma manera. Aquel hombre tendría que ser igual de fuerte que Mercedes. - Lo que soy... ni yo mismo siquiera puedo saberlo. - Respiró con fuerza y alzó la voz. - ¡No puedo recordar nada, joder! ¡No soy más que una persona vacía con una puta enfermedad mental! Aunque eso... ya no lo podré decir más... la palabra... ¿Es Vizard? ¿Así es como tengo que definirme? Yo... ¿No soy... humano? - Preguntó, desesperado por saber más respuestas de las incógnitas que atormentaban su cabeza.

________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

~ Narro. | - Hablo. | - Hollow interno/Axel. ~

Volver arriba Ir abajo

Re: The Bear and the Sabertooth, first contact. [Priv. Elijah]

Mensaje por Elijah Dankworth el Dom Ene 15, 2017 7:27 pm

avatar
Elijah Dankworth
Capitán de la 2da División
Mensajes : 400
Fecha de inscripción : 25/10/2015
Edad : 23
Localización : Gotei 13
Ver perfil de usuario
¿Amnesia? ¿Acaso esto que estaba sucediendo era una burla del destino hacia su pasado? No le costaba entender por lo que el chico estaba pasando, eran su misma sintomatología. Seguro aquel hollow que lo estaba atormentando estaba deseoso de salir a destruir y asesinar todo lo que podía llegar a encontrar…Un claro síntoma del miedo a estar solo y una manifestación de sus caracteres más primitivos. Los hollows eran criaturas de caza, instintivos hasta para dormir. Era difícil mantener uno controlado cuando quien intenta reprimir sus poderes no logra recordar ni si quiera lo que realmente es… había perdido su esencia. Observó aquella mirada de miedo al ver sus ojos y escuchar su voz, dirigió un fugaz vistazo al objeto que había arrojado hacía unos instantes pero luego volvió su mirada. Parecía estar entendiendo que las casualidades no existen.  – Somos iguales chico,no estás solo- sus palabras cubiertas de paz y calma resonaron al mismo tiempo que sus ojos volvían a su característico brillo platinado. Suspiró al escuchar sus preguntas…increíblemente eran las preguntas correctas en el momento adecuado.

Elijah giró su cuerpo para colocarse de frente al confundido vizard. Su mirada reflejaba paz y tranquilidad, poco parecía preocuparse por la tormenta que azotaba la ciudad en aquel momento.  –Puedes saber lo que eres,  aunque creo que lo sabes- hizo una breve pausa mientras pasaba una de sus manos sobre su rostro quitando un poco del agua que se había acumulado.  –Vizard, significa soldado enmascarado…no quiere decir que seas un soldado o que debas serlo a partir de ahora…- entrecortó su diálogo para buscar la forma de explicar algo tan complejo como lo que realmente era estar muerto. –Tú puedes definirte como quieras, es tu destino el que elijes cambiar. ¿Humano?, ¿Estás seguro que quieres conocer la respuesta a esa pregunta?- Internamente Farkas pedía que no se pospusiera más el momento. –Puedo enseñarte algo si quieres que todo esto termine de una vez…pero tendrás que confiar en mí, un completo extraño. No quiero lastimarte, no voy a hacerlo y piensa que si esa fuese mi intención ¿no lo habría hecho ya?- Buscó en el bolsillo de su camisa y sacó un guante con un dibujo sobre él y se lo colocó. –La voz no se silenciará por si sola-  finalizó ajustando el guante a su mano.

________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________________

"Bear"

El poder sin límites, es un frenesí que arruina su propia autoridad..


Hablo  Pienso Hollow interno Seijō-ki

Gigai:





Volver arriba Ir abajo

Re: The Bear and the Sabertooth, first contact. [Priv. Elijah]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.